Un comercial diseñado para los amantes de uno de los flamewar más recientes de la historia de los gadgets, iPhone vs Galaxy.